Este lugar siempre tiene luz

Poemas de los libros de Lydia Raquel Pistagnesi Eres el paisaje que se adentró en mi sangre... El grito que acompaña mis silencios... La mirada que se esfuma en el crepúsculo Cuando asoman las lágrimas

miércoles, 8 de julio de 2009

Misiones_ Comunidad Cuña_ Pirù










Queridos amigos:
Hace tiempo, en uno de mis viajes por el interior de mi país, En Aristobulo del Valle, Provincia de Misiones, me tocó recorrer escuelas de comunidades aborígenes,
creo que esa experiencia cambio mi vida.
Todas esas escuelitas tienen las mismas características, en el medio del monte,construidas en madera, sin puertas ni ventanas.
Eran la nueve de la mañana , cuando las personas que nos llevaban dejaron la carretera principal y se internaron por un camino de tierra. El día anterior había llovido y la tierra roja amenazaba dejarnos en medio de la selva, por suerte los vehículos están preparados para sortear esos problemas, a así llegamos al lugar.
El termómetro marcaba 2ª de temperatura y la humedad calaba nuestros huesos a pesar de las gruesa camperas y las botas para frió.
Nos recibió la maestra con las manos llenas de harina,_ Disculpen les estamos preparando a nuestros niños, el mate cocido y unas tortas fritas ( Tortas Fritas, amasan harina con agua y sal y la fríen en grandes recipientes ce barro,_ construido por las mujeres guaraníes con la tierra roja de la región_, oscurecidos por tanta leña_ A su alrededor uno treinta pequeños semi desnudos esperaban por su comida, (quizá la única en el día).
Después pasamos al aula,muchas niñitas con los cabellos rubios,(Tenidos con raíces de plantas ) llevaban en sus brazos a sus hermanitos de seis o siete meses.
Fue una mañana inolvidable, escucharlos cantar es sentir a un coro de ángeles acariciar nuestra alma,. En las fiestas religiosas son ellos los que cantan, mientras las mujeres hacen música con instrumentos de precaución y los hombres bailan.
En un momento dado uno de los niños mayores salió del aula, la maestra me explico_no hay puertas no ventanas , pues ellos no entrarían, están acostumbrados a vivir en libertad_ Pregunté_¿ y los baños?, la directora del grupo sonrió _Señora, aquí no hay sanitarios, ellos van a la Capioeyra,( en medio el monte_) un frió helado me recorrió la espalda.
También llamó mi atención el abandono de casitas en medio de la selva, mi curiosidad también fue satisfecha_ Los Guaraníes creen en la reencarnación y piensan que seguir viviendo en el lugar donde murió alguien es dejar su espíritu vagando como alma en pena _¿Que tal_
Por eso quise contarles como nació este poema

Lydia

Adoos

Sitio certificado por
Adoos
p reg car
post classifieds

Archivo del blog

http,// Lydia Raquel Pistagnesi blogspor.com mi refugio

Mi foto
Banfield, Buenos Aires, Argentina
Legar a los ecritores de todo el mundo